lunes, 19 de octubre de 2009

Hay que inventarse la vida

Tengo una tía que en varias ocasiones la he oído decir: "hay que inventarse la vida". Y no hay nada más cierto. Un viaje de fin de semana, una buena película de cine, un bar o una buena cerveza pero la vida hay que inventársela. No cabe el cansancio ni la falta de interés, no cabe la pereza ni el aburrimiento, la vida hay que inventársela. ¿Que no sabe qué hacer hoy?. No se preocupe, dése un paseo, ¿que está cansado? Aprecie una buena película de Woody Allen. ¿Qué se encuentra resfriado y le duele la cabeza? Tiempo entonces de escuchar música pero la vida hay que inventársela.

Tenga claro que nunca mejor que ahora y que siempre no podrá como ahora. Apasiónese con lo que sea pero apasiónese, ¿que no le gusta lo que hace? pues busque otra cosa. Un viaje a Edimburgo o a Sevilla, o al centro comercial de su barrio. Todo es interesante, todos somos interesantes, la vida hay que inventársela y de todo se aprende. Busque, muévase, ande, cambie, elija, haga y no se pare, nunca. Siempre habrá algo que hacer y que eso no le angustie ni le paralice.

La apatía, la más absurda de las enfermedades que nos azotan hoy en día. No sucumba a ella, vea una oportunidad donde otros ven una inversión errada, solo haciendo cosas uno aprende, coge experiencia. ¿Para qué ir un sábado a coger setas con el frío que hace? ¿Para qué coger el coche e irse a comer a Lugo con lo bien que se está en casa? Pues simple y llanamente porque la vida hay que inventársela.

No pare ni descanse, al fin y al cabo el tiempo no existe ya lo sabe.... y ya tendrá tiempo en otras vidas para descansar pero no en ésta, invéntese, cree su propio pasar por este mundo, ideando aventuras y diseñando días, creando sus artefactos para cubrir el tiempo que no existe. Otro segundo más, uno menos, corra, invéntese la vida.

8 comentarios:

Fernando López Fernández dijo...

¿Inventarla o crearla? o ¿ambas cosas?

En defnitiva disfrutar de ella.
Un abrazo

Pedja dijo...

Claro que sí Fernando, en tu caso y en el mío me parece que viajando, gracias por pasarte, un abrazo¡¡¡

MaS dijo...

Cuando viví en Madrid pude materializar el dicho de que "hasta a por el pan, había que ir de protagonista". Aquello de bajar en pantuflas a por la susodicha barra,( cosa que adelanto no había hecho nunca, a pesar de haber vivido en un pueblo), vamos que ni hablar, no vaya a ser que te encontraras con Almodovar y perdieramos la oportunidad de que nos ofreciera un papel...
yo a menudo juego a que soy protagonista de mi película...la mía!!!!
Os avisaré de mi próxima firma de autógrafos...
un saludo. María.

Pedja dijo...

Maravilloso comentario MaS, claro que sí, somos protagonistas, todos nosotros, de nuestro propio guón, yo escojo una comedia, no sé el resto, gracias por participar y gracias por el comentario en el blog de Paco¡¡¡, un abrazo.

María dijo...

Me ha encantado tu post! cuánta razón tienen las tías (las viajeras sobre todo) yo también tengo una.

Es cuestión de movimiento y de creatividad como la de MaS :)), pero también de estar abiertos. Muchas veces nos instalamos en el "no me gusta","yo soy así" y perdemos mucha diversión y mucho tiempo.

Saludos
María

Pedja dijo...

Gracias MAría,

muy interesante, me pongo a pensar en lo que dices porque me parece muy interesante. Movimiento, creatividad y tener la mente abierta, ingredientes necesarios todos ellos para pasar por el mundo, muy bueno, un abrazo y gracias por participar.

Anónimo dijo...

Busco mi lema: 'la vida hay que inventársela' y google me envia a tu blog.
Leo lo que hay escrito, parece que hoy alguien ha estado en mi mente, rebuscando y yo sin enterarme.
Seas quien seas, estés donde estés, dile a tu tía que tiene toda la razón del mundo.
Gracias!

Pedja dijo...

Gracias anónimo, se lo haré saber a mi tía, un abrazo y bienvenido a mi cabeza, que si me lees no sé bien quién explora la mente de quién¡.